Entradas

Hoy recordamos que en el Matadero Frigorífico el Navazo disponemos de la planta de sacrificio, y de despiece más moderna y eficiente de España. Nuestras instalaciones están dotadas con la más alta tecnología al servicio del proceso, la trazabilidad y la seguridad alimentaria. Además, contamos con una flota de vehículos refrigerados y homologados para asegurar el transporte puntal con las máximas garantías.

Sin duda, todos y cada uno de los miembros de esta empresa trabajamos, diariamente, para obtener una calidad total y una excelencia empresarial; no sólo por ofrecer unas características óptimas en los productos del cerdo -que obviamente también- sino, además, para desarrollar sistemas de gestión de esa calidad, buscando una mejora continua de todos los procesos que llevamos a cabo en cualquiera de las áreas del matadero. La excelencia exige nuevos conocimientos y habilidades y en El Navazo somos muy conscientes de ello. Tanto es así que, constantemente, luchamos por conseguir una suma sobresaliente de todas nuestras actuaciones:

-Diariamente, enfocamos nuestra labor a la excelencia de nuestro trabajo y a la satisfacción del cliente y entregamos valor a la cadena de proceso y suministro del producto del cerdo.

-Usamos adecuadamente todos los recursos y protegemos el medio ambiente procurando el menor impacto en el ecosistema.

-Controlamos todos y cada uno de los procesos de nuestra labor ofreciendo un ambiente seguro a nuestros trabajadores. Los espacios de trabajo son una parte clave de nuestra cultura empresarial.

-Estudiamos mejoras y soluciones creativas a los problemas. La innovación forma parte de nuestro ADN.

Todas y cada una de las zonas de nuestras instalaciones han recibido y están sufriendo constantes innovaciones. En el Matadero Frigorífico El Navazo estamos dispuestos a cambiar y mejorar continuamente para adaptarnos a las exigencias del cliente y del mercado nacional e internacional. Por ello, hemos y estamos llevando a cabo una digitalización e implantación de sistemas de trazabilidad de nuestros productos porcinos, así como la incorporación de sistemas de intercambio electrónico de datos para la gestión de pedidos, albaranes y facturas. En la empresa abogamos por un proceso de transformación constante y para ello contamos con un gran respaldo de certificaciones y homologaciones (como reflejamos en nuestra web) que nos permiten ser más competitivos. Organismos cualificados avalan los procesos y la calidad de nuestros productos del cerdo.

En el Matadero Frigorífico El Navazo, practicamos, constantemente, actualizaciones en los procesos de calidad de nuestro trabajo con el objetivo de mejorar en nuestros estándares.

La búsqueda continua de innovación y conocimientos son claves en nuestra próspera y creciente empresa y la EXCELENCIA es nuestro máximo objetivo.

La reproducción del cerdo ibérico está envuelta en unas cuantas curiosidades dignas de conocer y desde El Matadero Frigorífico El Navazo te las vamos a contar. 

Comenzamos resaltando que el mejor momento para llevar a cabo la reproducción porcina depende del ambiente y del estado físico del animal, pero la madurez sexual de los cerdos suele situarse después de los seis meses de vida del animal. Es verdad que aproximadamente a esta edad ya son fértiles y tienen su primer celo; pero aún así se recomienda esperar hasta los ocho o diez meses de vida para asegurar una cría mucho mejor.

Para que una cerda reproductora se insemine es necesario que se encuentre en estro. Es en este momento fisiológico de la hembra cuando se sitúa el celo que suele durar 2 o 3 días pero es curioso que también dependa de si la hembra es primeriza o no. 

El método para saber si el animal porcino acepta copular es utilizar al cerdo macho para olfatear. Pero desde El Matadero Frigorífico El Navazo te queremos contar otra método infalibre, y es que si se presiona el lomo de la cerda y ésta se queda inmóvil, es signo de que encuentra en celo. Curioso, ¿verdad?.

Las parideras tienen lugar en la mayoría de las explotaciones porcinas, dos veces al año: Junio y diciembre: para hacer coincidir las necesidades de los animales con los recursos naturales de la dehesa, especialmente la bellota cuando los cerdos posean una edad y peso adecuado. Algunas explotaciones llegan a tener hasta tres o cuatro parideras. Y ahí va una primera curiosidad: la gestación tiene una duración de tres meses, tres semanas y tres días.

Eso sí, para saber si la cerda está preñada o no hay que esperar unas tres semanas después de haber sido cubierta por el macho. De manera natural lo indicará la ausencia o la vuelta del celo, aunque también se le puede realizar una ecografía diagnóstico pasados 25 días desde la cubrición.

Desde el momento en el que se confirme el embarazo de la cerda se tomarán más cuidados y medidas en su alimentación. De la nutrición del animal dependerá en buena medida, el provecho que se saque a su vida reproductiva. La alimentación de la cerda gestante se reforzará mucho más hacia los 90 días de gestación para maximizar el crecimiento de los fetos en esta etapa.

También es curioso saber que a pesar de que lo ideal sería que las cerdas pudieran criar indefinidamente, no sucede así. Éstas cada vez que paren tienen camadas más pequeñas y, normalmente, con una tasa mayor de mortalidad. Por esta razón, las cerdas son utilizadas con fines reproductivos durante seis o siete partos, aproximadamente. Cuando pasa este tiempo, las hembras porcinas menos prolíferas son destinadas al matadero. Cuando se produce el parto suelen nacer ocho lechones más o menos. El primer mes se alimentarán exclusivamente con la lactancia materna. 

Es interesante, también, la rapidez con la que cogen peso estos cerdos. Desde El Matadero Frigorífico El Navazo te contamos otra curiosidad de la cría porcina: cada lechón puede pesar al nacer entre 700 y 1000 gramos pero a los tres meses pueden llegar a pesar unos 25 kilos. 

Lo cierto es que este sector del cerdo no deja de sorprendernos y son muchos los datos curiosos que se ubican a su alrededor. 

La producción porcina está distribuida por todo el mundo y en las últimas décadas ha experimentado un fuerte incremento; con excepción de algunas regiones que por motivos culturales y religiosos no la incluyen en sus rutinas alimentarias.

La carne de cerdo ha sido objetivo de cierta cantidad de tabúes por parte de los consumidores, que tenían una visión equivocada y la consideraban un producto de baja calidad. Pero esta idea preconcebida y asentada en nuestra sociedad ha desaparecido.

Hay que señalar que, de manera errónea, como se ha demostrado a través de los últimos años; durante mucho tiempo la carne de cerdo estuvo cuestionada y se hacían afirmaciones como, por ejemplo, que tiene un alto contenido en grasa, o que tiene mucho colesterol o, incluso, que causa enfermedades; pero gracias a muchos estudios científicos se ha permitido al consumidor acceder a una información veraz que le da a conocer la calidad nutricional de este tipo de alimento.

Hoy, desde El Matadero Frigorífico El Navazo queremos hacer incapié en las características positivas y nutricionales que posee el alimento que proviene del cerdo y, por lo tanto, las ventajas de incluirlo en la dieta sana y equilibrada de nuestra familia. 

Según señala la Interprofesional de Porcino de Capa Blanca de España (Interpoc), durante los últimos años la evolución en las mejoras tecnológicas destinadas a la alimentación del animal y a la producción de carne de cerdo ha originado una disminución de riesgos para el consumidor. De este modo, en la actualidad la carne porcina ofrece un 31% menos de grasa, un 10% menos de colesterol y un 14% menos calorías que hace unos años. Así, 100 gramos de carne de cerdo aportan, aproximadamente 110 calorías, una cantidad equiparable a una porción del mismo peso de algún pescado. 

            Además, es importante tener en cuanta que Igual que otros alimentos de origen animalla carne de cerdo tiene colesterol pero en cantidades adecuadas que no tiene ningún efecto negativo sobre los niveles de colesterol en la sangre de las personas sanas.

Además, te queremos recordar que el producto porcino posee proteínas de alta calidad ( con aminoácidos esenciales como la lisina), aporta vitaminas B1, B3, B6 y B12, hierro, riboflavina y ácido pantoténico. Por lo tanto, el valor nutritivo de la carne porcina la sitúa como uno de los alimentos más completos para el ser humano.

Así, desde El Matadero Frigorífico El Navazo te informamos, una vez más, que la carne de cerdo es una gran fuente de nutrientes esenciales para el organismo, y que nuestro esfuerzo diario se dirige a conseguir que nuestros productos mantengan un altísimo nivel de calidad. 

Nuestro cliente…siempre es nuestra razón de ser. 

La actividad del sector porcino y del sector primario en su conjunto tiene una gran responsabilidad en la lucha contra el cambio climático, pero también es necesario tener muy presente que somos un sector estratégico fundamental por nuestra función social, económica y vertebradora del medio rural, y que nuestro objetivo final no es otro que ofrecer productos del cerdo seguros, sanos y de calidad para alimentar a nuestros clientes como se merecen.

En la actualidad, las empresas del sector porcino estamos absolutamente comprometidas con la lucha contra el cambio climático. En El Matadero Frigorífico El Navazo hemos potenciado, especialmente los sistema y procedimientos de gestión de los impactos medioambientales derivados de nuestra actividad diaria, así como la transparencia informativa en cuanto a la materia de conservación medioambiental y de sostenibilidad; como la disminución del uso del agua con un resultado muy positivo en la de la energía o las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI). 

En cualquiera de los trabajos que realizamos a lo largo y ancho de los 64.000 m2 de instalaciones que disponemos y que hacen de nosotros la planta de transformación y procesado de cerdo ibérico más grande del mundo, somos conscientes de la importancia de la Naturaleza, y de la magnitud y de los impactos ambientales generados por esta actividad. Por ello, decidimos llevar a cabo la implantación de un sistema de gestión ambiental bajo la Norma ISO 14001.  Con ella pretendemos proteger el medio ambiente con el uso responsable de cada uno de los recursos naturales que utilizamos en nuestra labor diaria. Además, en El Matadero Frigorífico El Navazo estamos comprometidos con el establecimiento de mejoras y alcance de objetivos ambientales, cumpliendo los requisitos legales y añadiendo aquellos políticas que sean aplicables; como programas de formación de reciclaje para enriquecer las cualificaciones de todos los trabajadores de nuestra empresa

En El Matadero Frigorífico El Navazo somos conscientes de que el planeta tiene una emergencia climática y, con el esfuerzo de todos, debemos aportar soluciones, mientras somos la respuesta a la falta de mataderos, dotados de los medios requeridos, para afrontar las exigencias de calidad a la hora de distribuir y exportar carne de porcino.

Podemos presumir de que apostamos, diariamente, por un modelo de producción exigente en la protección del medio ambiente. 

Todos y cada uno de los días del año debemos procurar que nuestra gente mayor lleve una alimentación variada y apetecible, con alimentos que puedan masticar fácilmente y de gran valor nutricional. Pero es evidente que, en estos momentos de pandemia del Covid_19, en los que las personas mayores son más vulnerables al contagio, su alimentación recobra todavía mucha más importancia. Para ello, se recomienda consumir entre 4 o 5 raciones de carne magra a la semana de origen animal, como, por ejemplo, el lomo o el solomillo de cerdo. Este alimento es de gran calidad nutricional para incluir 2 ó 3 veces por semana en el contexto de una dieta variada y equilibrada para las personas de más edad. Además, su gran versatilidad gastronómica, permite multitud de cocinados sencillos, de fácil masticación y digestión, lo que implica que es una carne adaptada a todas las edades y a todos los gustos, aunque es evidente que se debe respetar las cantidades recomendadas para el resto de alimentos, las cuales se pueden consultar de forma visual y sencilla en la Pirámide de la Alimentación Saludable de la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria (SENC).

Desde el Matadero Frigorífico El Navazo queremos recordar que el impacto de la malnutrición en este grupo de población supone, tanto si se trata de personas sanas como si tienen patologías establecidas, un riesgo mayor de contraer enfermedades, así como la aparición de deterioro cognitivo, anemias, una aceleración de las enfermedades degenerativas…etc. De hecho, en las personas mayores la alimentación cumple una función preventiva muy importante.

También es interesante destacar que, el proceso de envejecimiento de las personas afecta a la función digestiva, reduciendo la absorción intestinal de los nutrientes y pudiendo, así, ocasionar en los ancianos mayores cuadros de desnutrición, aun cuando éstos requieran una menor cantidad de energía y, como consecuencia, necesiten comer menos y más sano. Por ello, en El Matadero Frigorífico El Navazo nos preocupamos porque nuestros y vuestros mayores consuman un alimento porcino propio para su alimentación saludable y trabajamos todos los días para que nuestros productos del cerdo tengan la mayor calidad.

La carne de cerdo es una fuente importante de proteínas de alto valor biológico. Contiene aminoácidos esenciales y totalmente necesarios para el buen funcionamiento del organismo. Del mismo modo contiene minerales como hierro, selenio y zinc y vitaminas del grupo B, especialmente la B12, todo ello beneficioso para la alimentación de las personas mayores.

Finalmente, no debemos olvidar una última recomendación de los expertos en nutrición: una alimentación equilibrada y saludable, en la que efectivamente tienen cabida los productos del cerdo, debe acompañarse con la práctica diaria de ejercicio, de tal manera que la energía (calorías) ingerida se equilibre con la actividad diaria.

En El Matadero Frigorífico El Navazo apostamos por un producto excelente incorporado a la buena alimentación de todos nosotros: desde los más pequeños a nuestros mayores.

La carne de cerdo aporta a los más pequeños de la casa una cantidad de nutrientes muy variada, necesarios para un sano y adecuado crecimiento.

Todos sabemos que, durante estos días de confinamiento originado por la crisis del Coronavirus, la alimentación sana y algo de actividad física ayudará a los niños a disminuir su nivel de estrés y ansiedad provocada por la falta de «libertad» durante el aislamiento en sus casas. Los pequeños necesitan correr, necesitan salir para rebajar su ansiedad…pero también, desde El Matadero Frigorífico El Navazo te recomendamos que tus hijos lleven una alimentación sana y equilibrada, que proteja su sistema inmune y que les ayude a reducir este nivel de estrés tan desfavorable para su buena salud.

En el marco de un patrón de alimentación equilibrada y mediterránea, es recomendable que los niños consuman todos los grupos de alimentos, adecuando la dieta a la situación de cada uno. Así, y como explican los expertos en nutrición infantil, te recomendamos que la ración media de carne para los más pequeños de entre 4-10 años sea de, aproximadamente 80-100 gramos y de 120 gramos para niños entre 11 y 16 años.

Actualmente, y en referencia a la inclusión de la carne de cerdo en la alimentación infantil, SEDCA (Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación) indica que, se puede usar un truco, como norma general para calcular una ración media infantil adecuada: un filete de carne porcina del tamaño de la palma de la mano del niño, con el grosor de un dedo índice. La recomendación de inclusión de esta carne se encuentra en torno a 2 raciones al día, alternada con otras carnes magras y otras fuentes proteicas como legumbres, pescado o huevo.

Desde El Matadero Frigorífico El Navazo, te contamos que en un menú saludable y equilibrado para la población infantil, la carne de cerdo, sobre todo si es fresca, tiene cabida dentro del grupo de proteínas, proporcionando al niño las vitaminas y minerales necesarios para ayudar a cubrir sus necesidades nutricionales. Los más pequeños se encuentran en una continua síntesis y recambio proteico en su organismo, por lo que su necesidad de consumir proteínas es muy elevada. En la alimentación infantil es una pieza fundamental para que los niños obtengan todos los nutrientes fundamentales para un correcto crecimiento y desarrollo. Pero no sólo esto: la carne porcina aporta minerales esenciales como el calcio, necesario además de para el crecimiento; para el desarrollo de los huesos. Así, desde El Matadero Frigorífico El Navazo te contamos que la carne de cerdo es rica en vitamina B y D. La primera es importante porque ayuda al metabolismo energético normal y, además, interviene en el normal funcionamiento del sistema nervioso. La segunda vitamina contribuye a la absorción del calcio.

En tiempos de cuarentena obligada por la crisis del Covid_19, la relación emociones-nutrición es clara, ya que, según explican los expertos, en momentos de inestabilidad emocional somos más propensos a consumir alimentos grasos y procesados, y probablemente, hacemos extensiva esta mala praxis a nuestros hijos. Esta actitud no es positiva en ningún aspecto puesto que provocamos un exceso de grasa en la dieta diaria que no nos permitirá encontrarnos bien a la larga, ni psicológica ni físicamente.

Por ello, en El Matadero Frigorífico El Navazo abogamos porque en tu hogar llevéis a cabo una dieta saludable de manera continua y, además, trabajamos todos los días para que la carne de cerdo incluida en tu dieta y en la de tus hijos sea de la mayor calidad posible.

Nos preocupamos por ti y por los tuyos.

Desde El Matadero Frigorífico El Navazo queremos hablarte de las diferentes etapas de crianza del cerdo ibérico, desde que nace hasta su sacrificio. Sabemos que la buena crianza de los puercos influye, directamente, en la calidad del producto final y por ello, una correcta atención en estas etapas de su vida es fundamental para conseguir la etiqueta excelente de los alimentos que proceden de ellos.

En la cría de un cerdo 100% ibérico destinado a la industria cárnica se diferencian 4 etapas:

1.- La primera fase es el nacimiento y cría. La duración de la misma es de aproximadamente 60 días y suele alcanzar un peso unos 23 kilos. Al cerdo recién nacido se le denomina lechón y seguirá recibiendo este nombre mientras esté tomando leche materna. 

2.- Una vez finalizado el destete, el puerco pasa a la fase de recría. El cerdo ibérico empieza a incorporar otros alimentos a su dieta y por ello, desarrollará su estructura muscular y ósea. El animal, en este momento, pasa de pesar alrededor de 23 kilos a 57,5 kilos, aproximadamente . Durante este periodo, se persigue el objetivo su adaptación a la dehesa. El porcino tiene entre 2 y 6/7 meses de edad y es el momento idóneo para ello. Dentro de la recría, al cerdo se le llama marrano hasta que alcance alrededor de 60 kilos de peso.

3.-  La etapa conocida como fase de cebo, es en la que el animal engordará más hasta alcanzar el peso óptimo para su sacrificio. Esta fase es primordial para clasificar el cerdo ibérico según su alimentación. En este periodo el animal pasa por dos estados:

a) uno en la que alcanza un peso de 50 kilos y el animal pasa a denominarse marrano.

b) y otro en la que el peso del cerdo se sitúa entre los 58-105 kilos que es cuando al cerdo se denomina primal. Esta es una etapa fundamental ya que será la antesala de la montanera. La edad de estos animales va desde los 7 a los 17-18 meses.

4) En la última etapa de cría, la montanera, los puercos pueden pesar desde 105 kilos hasta 180 kilos, peso que exige la Norma de Calidad de este sector para poder ser sacrificados (el Real Decreto 4/2014). Los animales alcanzan edades medias de unos 20 a 22 meses. Y esta es la fase en la que se determina en buena parte la calidad del producto, porque, por ejemplo, en función de la alimentación y la forma de cría del cerdo, el jamón tendrá distintas características y denominaciones. Como hemos comentado en otras entradas se distinguen diferentes categorías dependiendo de la raza y de la alimentación y el manejo del animal y se identifican cada una con un color.

En El Matadero Frigorífico El Navazo nos encargamos de que esa calidad del producto porcino sea excelente cien por cien, y te aseguramos que todos los días nos esmeramos para que así sea.

Como ya hemos contado alguna vez, desde El Matadero Frigorífico El Navazo te recordamos que el consumo de carne de cerdo y sus derivados presenta ventajas y aspectos positivos.

En cuanto al aspecto nutriente se refiere, los productos porcinos tienen una grasa más saludable que otras carnes: la proporción de ácidos grasos mono y poliinsaturados, mayor que en otros tipos de carne, compensa los efectos dañinos de la grasa saturada y el colesterol. Además, la carne de cerdo es el alimento de origen animal que más destaca por su contenido en vitamina B1. Ten en cuanta que con 100 gramos obtenemos el 64% de la dosis diaria recomendada de esta vitamina. Los alimentos del puerco aportan doce veces más vitamina B1 que la carne de ternera o de pollo. 

Pero hoy, también, te queremos recordar que la carne de cerdo es muy versátil y te puede ayudar, enormemente, en la organización gastronómica de tu casa.

Del cerdo podemos comer prácticamente todo, y de ahí, la gran variedad de recetas deliciosas de las que puedes disfrutar. En cualquiera de las comidas que realizas a diario, tienes opción de encajar alguno de los derivados de esta carne tan exquisita: muchísimos platos principales de las comidas o de las cenas pueden enriquecer tu mesa de nutrientes y sabor (solomillo, filetes, chuletas de lomo, secreto, abanico, manitas, costillar, panceta, codillo, rabo…etc); sin olvidarnos del papel fundamental que pueden jugar los derivados cárnicos del cerdo en tu desayuno: una buena tostada de jamón ibérico o de jamón cocido te ayudará a comenzar el día con más energía.

Y, no nos vamos a olvidad de la idoneidad que pueden desempeñar los derivados del porcino en los almuerzos y en las meriendas de tu familia. Recuerda que su ingesta resulta adecuada en cuanto a los nutrientes que aporta, ajustándose a las recomendaciones de los expertos en nutrición. Un bocadillo o un sandwich de cualquiera de los derivados cárnicos porcinos: jamón, lomo embuchado, salchichón...etc, evitarán que tus niños o no tan niños, consuman snaks y bollería industrial, que normalmente tienen una gran proporción de sal, grasas saturadas, azúcares y calorías.

La carne de cerdo y sus variantes cárnicos te ayudan a comer más sano y en El Matadero Frigorífico El Navazo trabajamos todos los días con el objetivo de ofrecerte productos porcinos que te ayuden a conseguir una alimentación más correcta.

Nos gusta ocuparnos a diario para que, en tu mesa residan fuentes de sabor y salud, pudiendo disfrutar de un sinfín de alimentos porcinos exquisitos y elaborados con el mayor de los cuidados posibles.

La versatilidad de la carne porcina y nuestro gran esfuerzo diario ayudan a que tu alimentación y la de tu familia sea sana, sabrosa y nada aburrida.

En El Matadero Frigorífico El Navazo nos gusta trabajar por y para ti, para tu bienestar y para el de los tuyos.

 

Es sabido que la raza de cerdo ibérico, es la raza de porcino que da lugar a los jamones, paletas, embutidos y carnes de mayor calidad en el mercado español. Desde el Matadero Frigorífico El Navazo te queremos contar algo más sobre ellos que quizás desconozcas:

¿Sabías que estos cerdos son los puercos que mejor se adaptan a las dehesas?

Son animales muy andarines y les gusta disfrutar de la extensión y la libertad. Tienen una gran capacidad para acumular grasa, que se infiltra en sus carnes durante el periodo de engorde. Por ello, su carne posee una extraordinaria textura y untuosidad.

Dentro de la raza de cerdos ibérica podemos diferenciar dos tipos fundamentales de porcino atendiendo al color de la piel y pelaje de los cerdos ibéricos:

Cerdos Ibéricos Negros

Esta raza tienen más envergadura y poseen una mayor predisposición para acumular grasa que los colorados. Suelen ser cerdos mucho más finos. Pero, a su vez es importante destacar que el cerdo ibérico negro puede proporcionar dos tipos de jamones según su procedencia:

Raza de Cerdo Ibérico Negro Entrepelado

De origen en la Sierra de Córdoba, es un animal muy estirado. Además, contiene un porcentaje de grasa inferior al lampiño.

Raza de Cerdo Ibérico Negro Lampiño 

Este cerdo ibérico tienen su origen en Extremadura, aunque también podemos encontrar ejemplares en Andalucía. Es un animal que engorda mucho durante la montanera y tiene la característica física, de la ausencia de pelo, así como unos pliegues transversales en su frente.

Cerdos Ibéricos Colorados

Estos cerdos tienen un mayor porcentaje de músculo que los de raza negra. Además, contienen mayor porcentaje de músculo y un menor porcentaje de grasa entrevetada. Desde el Matadero Frigorífico El Navazo te contamos que estos animales ibéricos dan lugar a tres tipos de jamones diferentes:

Raza de Cerdo Colorado Manchado

Estos cerdos son originarios de la Sierra de Huelva (Andalucía) y son peculiares por sus manchas grises o negras que sobresaltan sobre el pelaje rubio de su cuerpo.

Raza de Cerdo Colorado Retinto 

Estos puercos se encuentran casi en todas las provincias productoras españolas (Badajoz, Cáceres, Sevilla, Córdoba, Salamanca, Toledo, Ciudad Real) puesto que la productividad de los mismos es muy elevada.

Raza de Cerdo Colorado Torviscal

Es una raza de cerdo ibérico que resultó del cruce del Negro de Puebla y Negro de Campanario con las variedades portuguesas Ervidira y Caldeira. Su piel puede ser clara u oscura. Como características propias cabe destacar que tienen un dorso más largo y recto. Su carne es más magra pero como contrapartida cabe destacar que posee una menor infiltración de las grasas.

Así pues, te recomendamos disfrutar de cualquiera estos jamones. Tu paladar disfrutará con cualquiera de ellos.

En el Matadero Frigorífico El Navazo pensamos en tí y te ofrecemos lo mejor de los mejor de la raza del Cerdo Ibérico.

Los productos del cerdo ibérico, tanto las carnes transformadas como las carnes frescas, gozan de un gran prestigio por su altísima calidad sensorial. Tanto en los productos que tienen que madurar como en la carne fresca, las características de calidad determinan los atributos que va a degustar, finalmente, el cliente.

La calidad sensorial está determinada por los parámetros que percibe el consumidor. En el caso de la carne de cerdo Ibérico posee características concretas como es el marmoleo o veteado que se aprecia perfectamente acompañando a un color rosa muy intenso. También, después de cocinada la carne será muy jugosa y tendrá un sabor característico. Estas condiciones también las comparte el producto ibérico por excelencia: el jamón. Es una realidad que todos los productos ibéricos bien tratados presentan un brillo característico en su aspecto acompañado por un sabor intenso.

Por lo tanto, en el Matadero Frigorífico El Navazo sabemos que es fundamental tener en cuenta que todas estas sensaciones que percibe el consumidor están provocadas por la composición físico-químicas de la carne del cerdo ibérico, y por ello, durante nuestro trabajo hacemos hincapié en conservarlas y afianzarlas.

Hoy en día, los consumidores le damos una gran importancia a la relación calidad-precio de la carne porcina, pero también, nos gusta tener la garantía de que esa calidad está ligada íntimamente con el bienestar animal.

En el Matadero Frigorífico El Navazo tenemos muy presente que es fundamental el tratamiento post morten de los animales. En este periodo, un tratamiento no correcto del cerdo puede influir muchísimo en el nivel de calidad de su carne. Por ejemplo, el pH es un factor determinante de calidad en el producto porcino, porque su valor y la evolución del mismo influyen en la estructura proteica y la humedad superficial del músculo y, por lo tanto, afectará al color de rigor de su carne. Por ello, llevamos a cabo pruebas bioquímicas ligadas a una buena calificación muscular.

Pero, además del color hay otras característica de calidad a tener en cuenta en el procesamiento de la carne porcina: la textura y la firmeza de la misma, que están relacionadas con la cantidad de agua que se tiene contenida o retenida en la carne. La capacidad de retención de agua define la aptitud de la carne para mantener ligada su propia agua, incluso bajo la influencia de procesos externos. También, influye en ello el tipo de fibra, la estabilidad oxidativa de sus membranas, el proceso de maduración y, por supuesto, el sistema utilizado para congelar y descongelar las carnes.

Por ello, en El Matadero Frigorífico El Navazo ponemos todo el empeño en nuestro trabajo, porque estamos absolutamente comprometidos con la calidad de los productos que ofrecemos a nuestros clientes.