CURACIÓN

En El Navazo cuidamos la conservación específica de cada una de las piezas para garantizar una calidad premium a nuestros clientes.

Con una capacidad de curación de 1.000.000 de piezas, llevamos a cabo el secado de jamones y paletas con un tratamiento que reduce la cantidad de agua presente en los productos del cerdo, para conseguir, así,  el sudado de parte de las grasas de su tejido adiposo. En el caso de jamones y paletas, durante los primeros días tiene lugar un secado lento de las piezas con unas condiciones de alta humedad relativa y temperaturas bajas que facilitan la difusión de la sal a través de la masa cárnica.

Diariamente controlamos todos los factores y procesos para tener la garantía de obtener un producto ibérico de calidad. Por ello, llevamos a cabo un control exhaustivo de la temperatura y la humedad idónea de la bodega para conseguir la excelencia de nuestros productos.